Los residentes de la capital del Reino Unido salen a las calles de la ciudad para mostrar su desacuerdo con la política de su Gobierno acerca del manejo de la pandemia del coronavirus.El 19 de marzo la Policía metropolitana recordó a los londinenses que las concentraciones multitudinarias son un foco de contagio y una amenaza para la salud pública.»A lo largo del día se llevará a cabo una operación policial para tratar a las personas que infrinjan la normativa. Se animará a quienes se reúnan a que vuelvan a casa; si no lo hacen, se enfrentarán a las medidas coercitivas necesarias y proporcionadas. Esto podría ser un aviso de multa fija, o la detención», apuntó el comunicado.

Protestas contra las restricciones sanitarias en dos ciudades alemanas.

El 20 de marzo las ciudades alemanas de Berlín y Kassel se convirtieron en el escenario de protestas a favor y en contra de las medidas adoptadas para detener la propagación del coronavirus.En la capital alemana los grupos de extrema derecha, entre los cuales figura el movimiento Patriotic Opposition Europe, encabezan la marcha.El 4 de marzo, Alemania prorrogó las medidas de confinamiento hasta el día 28. Al mismo tiempo, las autoridades establecieron un plan para relajar parcialmente las restricciones en regiones con tasas de infección relativamente bajas. Entre ellas se contempla la apertura limitada de negocios no esenciales.

Sin embargo, debido al aumento de la tasa de morbilidad es probable que el Gobierno vuelva a retrasar la vuelta a la normalidad.

Los manifestantes salen a las calles de París para protestar por el racismo y la brutalidad policial.

Los parisinos salen a las calles de la capital francesa para protestar contra el racismo y la brutalidad policial. Sus demandas van desde la creación de una entidad independiente para supervisar el uso de la fuerza por parte de la Policía hasta la reparación para los familiares de los fallecidos bajo custodia policial.La protesta ha sido organizada por varios grupos activistas con motivo de la celebración del Día Internacional contra la Brutalidad Policial el 15 de marzo y el Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial el 21 de marzo.Uno de los principales organizadores es Assa Traoré, cuyo hermano Adama, de 24 años, falleció mientras se encontraba en custodia policial en el 2016 tras haber sido detenido por un agente de Policía que quería verificar su identidad. Según los datos, el joven intentó escapar porque no llevaba documentos consigo.

Sputnik Mundo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.